30 junio 2012 Automóvil, Tecnología

Coches inteligentes de Microsoft

Parece ser que en estos últimos meses, la compañía americana Microsoft, está al pie del cañón presentando nuevos dispositivos, su último sistema operativo, y próximos proyectos. Y es que hasta el momento parecía que estaba en la sombra pero ahora demuestra todo lo contrario, demostrando sus ansias por volver a tener la hegemonía que tenía hace años.

La última novedad acerca de los deseos que tiene la compañía de mejorar sus dispositivos e innovar ha sido la de querer llevar Kinect más allá del ámbito de los videojuegos, los dispositivos o los terminales móviles. La compañía se ha puesto manos a la obra para incorporar este dispositivo, además de otros sistemas como Windows 8, Windows Phone, Windows Live, Bing y Tell me, en los coches para que los conductores puedan interactuar con estos servicios, conocer sus gustos y ofrecerles información personalizada.

Parece ser que la compañía no se conforma con haber conseguido grandes éxitos con estos dispositivos en sus respectivos campos, en el de los videojuegos con Kinect, en el sector de los teléfonos móviles con Windows Phone y en el de los ordenadores con Windows. Ahora la empresa busca hacerse un hueco también en el sector automovilístico pero no fabricando coches, todo lo contrario, simplemente buscan mejorar su “software” para ofrecer mejores prestaciones y posibilidades a los conductores.

Ford Mustang de Microsoft

Microsoft ya había hecho pruebas y demostrado cómo podía funcionar Kinect integrado en un coche en su Proyecto Detroit Mustang. Un proyecto que incorporaba las cámaras de detección de movimiento de Kinect en la parte delantera y trasera del vehículo. De esta forma, el conductor podía obtener una visión completa desde el interior del coche, a través de la pantalla del sistema de navegación, de todo lo que ocurría en el exterior y también en su interior. Mediante movimientos de manos, el conductor era capaz de cambiar las pantallas de información o los sistemas de control de entretenimiento.

Pero no sólo Kinect es lo que Microsoft quiere implementar en los vehículos, los de Redmond están buscando ingenieros y desarrolladores para unirse al nuevo proyecto llamado Connect Car para ayudar en el desarrollo de una plataforma de última generación para coches.

“Para la próxima generación de Connect Car Platform, tenemos la intención de aprovechar toda la potencia del ecosistema de Microsoft, incluyendo Kinect, Windows 8, Windows Phone, Windows Live, Bing, de Azure y Tell me”, según escribe Microsoft en la oferta de trabajo. Destaca también la combinación de sensores, identificación de usuario, el acceso a la nube y a los datos “transformará los coches del futuro en asistentes inteligentes para el conductor y sus pasajeros”.

Kinect Sports

En la oferta de empleo, se explica además que Microsoft está trabajando en la comunicación entre el usuario y el vehículo mediante un lenguaje natural, compitiendo así con Apple y la compañía de software Nuance, cuya próxima plataforma será capaz de reconocer e interactuar con los conductores y pasajeros.

La compañía añadía que “el nuevo coche conectado conocerá a sus pilotos y podrá interactuar con ellos de forma natual a través del habla, los gestos y el seguimiento de la cara. Se aprenderán sus hábitos y ofrecerá información personalizada y ayuda contextual de conducción para llegar a sus destino lo más rápido y seguro posible”.

Todos estos proyectos apuntan a que en un futuro los coches sean independientes, que se alejen de lo que podemos encontrar actualmente en el mercado y que cada vez tengan más posibilidades, tanto de interacción como de prestaciones a nivel de software.

Vía | CNET

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 30 junio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *