9 abril 2010 Tecnología

USB Logo

Parece que Intel está poniendo problemas para implementar el nuevo USB 3.0 en sus chipsets y placas bases. Según parece, Intel dice que los usuarios domésticos no necesitan de momento tanta velocidad de transferencia y que por ello no se darán prisa en implementar esta nueva tecnología.

Realmente en muchos de los casos esto puede ser así, usuarios que sólo utilizan el USB para conectar una impresora, llenar su reproductor de audio portátil de música o usos similares, el USB2.0 es más que suficiente, pero ¿Qué pasa con los que utilizamos discos duros externos habitualmente? ¿Qué pasa con los que quieren utilizar un disco duro USB o un pendrive como disco de sistema?

Sin duda Intel no ha pensado en este tipo de usuarios y, aunque podemos recurrir a controladoras PCI-Express, nunca será la misma experiencia de uso como si estuviese integrado en placa base desde un principio. Esperemos que Intel se de cuenta de que muchos usuarios estamos ansiosos por que esta tecnología se extienda todavía más y que llegue a más y más productos.

Vía | Cnet

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *