3 julio 2009 Telefonía

Smartphones

Hace algún tiempo había saltado una noticia que apuntaba a un posible impuesto sobre los móviles conn funciones avanzadas (GPS, TV, etc…) en la Unión Europea. Este impuesto tal y como se había diseñado podría ser bastante alto y alcanzar hasta el 14% del valor del teléfono, algo que haría que el precio de venta al público fuese todavía más elevado.

Finalmente se ha sabido que todo esto se quedó únicamente en una declaración de intenciones ya que el proyecto ha sido rechazado. Los fabricantes y los consumidores pueden respirar tranquilos, ya que finalmente podrán seguir vendiendo (y comprando) los teléfonos al mismo precio al que lo estaban haciendo.

Parece que todavía queda algo de raciocinio dentro de la EU y es que un impuesto de este tipo no haría otra cosa que parar la venta de terminales “avanzados y favorecer la venta de terminales con funciones más limitadas, lo que haría (otra vez) retroceder a ciertos países de Europa, hacía una brecha digital todavía más grande.

Vía | Electronista

También te puede interesar

    No hay entradas relacionadas

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *