24 abril 2009 Tecnología

Móviles casa blanca

Bueno y el resto de teléfonos móviles. Parece que en La Casa Blanca tienen miedo a que se cuele algún espía y que con su teléfono móvil pueda robar algunos de los altos secretos que allí guardan (me recuerda a algún capitulo de Prison Break, jeje). Para ello han decidido dejar unos cestos donde todos los visitantes tendrán que depositar sus teléfonos móviles y no los podrán recoger hasta que abandonen la casa del presidente.

La verdad que con todos los medios que tiene el gobierno de EEUU me parece un sistema un tanto “cutre” de organizar los teléfonos de los visitantes pero, ellos sabrán. ¿Y si se les acaban los post-its?

Vía | Time

También te puede interesar

    No hay entradas relacionadas

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *