9 marzo 2011 Curiosidades, Tecnología

Alianzas

No hay duda que la tecnología ha cambiado nuestras vidas, en la mayoría de los casos para bien. El caso de Samuel Kim y Helen Oh es un claro ejemplo y de como un buen uso de los medios disponibles a nuestro alcance nos pueden ayudar.

Estas dos personas tenían su boda completamente preparada en el sur de California y los invitados ya habían llegado desde Corea y diferentes puntos de EEUU. Mucha gente se había desplazado para poder asistir al enlace de los protagonistas de esta historia, pero Samuel estaba ingresado en un hospital por una enfermedad.

La pareja no encontró ningún problema a esta circunstancia y decidieron hacer uso de la tecnología para realizar la boda, aunque los dos no estuvieran sobre el altar. Samuel instaló una serie de cámaras en su habitación del hospital y sobre el altar se colocaron unas pantallas y cámaras. Así los tortolitos pudieron celebrar su boda utilizando Skype para que estos dispositivos se conectasen entre sí.

La mayoría no querríamos que nuestra boda fuese así, pero cuando es la única forma hay que aceptarlo y aprovechar las oportunidades que nos brinda la tecnología.

Vía | Reuters

También te puede interesar

    No hay entradas relacionadas

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *