16 diciembre 2009 Cámaras

Caída cámara Canon

Cada vez es más común que los fabricantes desarrollen productos más resistentes a golpes y caídas, pero lo de Canon es exagerado (aunque nunca viene mal). Según parece la cámara de Calin Leucuta cayó de una altura de unos 900 metros mientras éste se encontraba practicando paracaidismo.

Leucuta llevaba la cámara sujeta del casco, se desprendió y se precipitó directamente contra el suelo. Tras buscarla durante unos minutos la cámara apareció y lo más curioso de todo es que todavía funcionaba. El paracaidista también llevaba una cámara de vídeo que no corrió la misma suerte, ya que acabó completamente destrozada.

Calin Leucuta comenta que tiene un vídeo de lo ocurrido y que en breves lo subirá para que todos podamos ver la increíble caída.

Vía | Fredmiranda

También te puede interesar

    No hay entradas relacionadas

Comentarios

5 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *