1 julio 2015 Automóvil, Tecnología

BLADE

No hace mucho, Kevin Czinger ya reveló un coche que construyó con un chasis impreso completamente en 3D. A través de su propia compañía Divergent Microfactories, Czinger diseña he imprime las juntas de aluminio que unen todas las piezas de fibra que componen el chasis de los vehículos que crea. Estas juntas son llamadas nodos, y es lo que el espera vender en un futuro, ya que con esto es muy fácil y rápido construir un vehículo funcional.

Blade es el primer coche que utiliza esta nueva tecnología de juntas, este es capaz de alcanzar los 96 kilómetros por hora en tan solo dos segundos y cuenta con una potencia de 700 caballos. El chasis del Blade está unido por nodos y pesa un 90 por ciento menos de lo que suele pesar cualquier otro coche. Además según la compañía este es mucho más resistente y consume mucha menos gasolina. Blade cuenta con dos asientos en fila, y de momento solo existe una unidad del mismo.

Además tal y como ya han explicado en diversas ocasiones, la nueva tecnología de Divergent Microfactories no solo sirve para hacer coches como el Blade, sino que este es un pequeño ejemplo de todo lo que se podría fabricar, ya que podríamos tener con esta nueva tecnología desde un coche tradicional hasta una gran furgoneta.

Vía | Divergent Microfactories

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *