24 junio 2010 Tecnología, Telefonía

Fibra

El gobierno de Australia ha llegado a un acuerdo con el principal operador de telefonía del país para instalar una moderna red de fibra óptica en todo el país. La idea es que el operador sustituya su actual red de par de cobre, por la fibra óptica. Con esto se pretende que los usuarios reciban un mejor servicio y también que otros operadores puedan utilizar la red, mejorando así la competencia entre las empresas.

El gobierno invertirá unos 38.000 millones de dólares en la instalación de la nueva red y la actual operadora principal recibirá 8.000 de estos millones de dólares. Sin duda es una inversión muy grande, pero que hará mejorar las conexiones en el país y la competencia entre los operadores, algo que al final beneficiará sobre todo a los usuarios, aunque podría suponer un buen impulso para el país.

Vía | Ars Technica

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *